Oxidación por micro Arco ¿Por qué el tratamiento del HTC One S es una gran ventaja?




 7749ABF2-1C74-4BD3-9D30-A2F6759B65E1

Los materiales son una parte capital en la nueva línea de HTC , Policarbonato en el One X y aluminio tratado por micro Arco en el One S. Gracias al canal de HTC de Youtube podemos conocer cómo se realiza este proceso y nueva información. Sigue leyendo si quieres saberlo todo y alguna otra sorpresa

Antes de comenzar vamos a ver el vídeo en el que los trabajadores de HTC nos describen el proceso:

 

En este proceso comenzamos con el cuerpo metálico del material, utilizando para ese modelo Aluminio de aviación. Posteriormente aplicamos 10.000 voltios directamente sobre la pieza, consiguiendo este efecto de micro Arco repartido por todo el material (similar a lo que sucede cuando en una tormenta un rayo consigue atravesar el aire de la atmósfera terrestre y llega a tierra, pero multiplicado muchas veces). Con esto conseguimos un acabado cerámico, que según HTC, nos permitirá tener un teléfono más duradero y dejar nuestras fundas en casa.

Leyendo sobre este proceso en algunos blogs he detectado algunos errores, la mayor ventaja de este proceso es que no se trata de un recubrimiento sino de un tratamiento y esto es muy importante, ¿por qué? El recubrimiento es algo que se aplica sobre el material original para mejorar su propiedades o aspecto. En los smartphones esto suele representar un problema ya que los golpes, caídas y rozaduras pueden provocar daños en ese recubrimiento y hacer que se desprenda o se oxide el metal que se encuentra debajo. La gran ventaja de un tratamiento es que el material modifica su microestructura en su zona superficial, haciendo así el teléfono mucho más resistente al uso diario, ya que será mucho más difícil de rayar gracias a sus nuevas propiedades, el acabado exterior no se puede desprender y además, en el caso de producirse un rayón, este sería mucho más difícil de detectar a simple vista.

Además en este proceso gracias a las altas temperaturas alcanzadas, y según la información de HTC, la parte exterior se transforma en una cerámica, materiales que siempre han sido conocidos por sus excelentes propiedades y su alto precio. Siendo utilizados por ejemplo, sin tener en cuenta sus aplicaciones técnicas, en los relojes de gama muy alta (como el Chanel J12 GMT).

Como hemos comentado estos materiales se caracterizan por su alta dureza (5 veces más que el material de partida y 3 más que el acero inoxidable) y su buen comportamiento ante el desgaste. El mayor problema es el aumento de la fragilidad que acompaña a los cerámicos, inconveniente que HTC evita gracias a que la cerámica sólo se encuentra en la parte externa, mientas que en el alma del terminal tenemos aluminio, resistente a los golpes y con una alta capacidad de absorción.

Si a todo esto le añadidos el espectacular aspecto que presenta el nuevo HTC One S tenemos un producto con un acabado excelente y un nivel altísimo de calidad, al menos en lo que respecta a su construcción. Es de agradecer que una compañía apueste de nuevo por la calidad en su trabajo y en sus creaciones, al menos es lo que la compañía Taiwanesa está dando a entender en su nueva línea One.

¿Qué os parece este movimiento de HTC? ¿Hay que seguir apostando por los buenos materiales o la delgadez más absoluta?

{module [313]}




Enlace de la noticia: Aquí
Tags:,

Danos tú opinión!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *